Con Troy Davis se confirma la teoría de que los negros son más proclives al crimen que los blancos. Pero ver a un tipo al que van a liquidar caiga quien caiga, que se vuelve hacia la madre del hombre que alguien mató en 1989, y le susurra "soy inocente", debe de ser una carga pesada de llevar...para alguien normal. No para aquellos que su fundamento jurídico lo prologa la siguiente aseveración, de la época de los cow boys. El sheriff exhortaba: "tendrás un juicio justo, y después te colgaremos". No sólo l@ negro. Parte de las población israelí, los que se levantaron en armas contra Roma, cree que los palestinos también "tienden a ....". Su naturaleza es perversa. En consecuencia B Obama, casualmente otro negro, dice que no hay reconocimiento que valga, amparándose en la evidencia que si bien negros no son, son mauros. Para reparar tanto desaguisado, trataré de establecer un contrapunto. La música de Mozart, imágenes simétricas y un mensaje con vocación universal. Dan UN GRAN ANUNCIO.